Salud

Alergias Alimenticias En La Lactancia

Publicado por BabyCuy


Con Franco pasamos por problemas para dar de lactar… 

Primero porque tenía frenillo tan pero tan pegado que al mes de nacido tuvieron que cortárselo (por primera vez, porque se lo tuvieron que hacer 2 veces y la segunda fue una cirugía en sala de operaciones) y después porque tenía muchos cólicos y constantemente vomitaba o regurgitaba. 

Se alimentaba, porque subía de peso y tamaño, pero después de dar de lactar durante las siguientes 2 o 3 horas seguía llorando y le tocaba otra vez lactar…. Fue una época difícil en la que tenía que considerar siempre en el maletín de paseo muda tanto para el como para mí, porque botarle chanchito era todo un reto…. Yo sinceramente tiré la toalla y pasé a darle formula pensando que algo de mi leche le caía mal….

Los problemas persistieron e incluso empezó a tener diarreas con sangre. Con los resultados de los análisis que le hicimos supimos que estaba bien, pero que tenía el intestino irritado y nos mandaron restringir los lácteos, no por la lactosa, sino por la proteína de leche y poco después también restringir el huevo, pues también le generaba ciertos problemas. 

Con esto aprendí que en vez de tirar la toalla debí hacer dieta sin lácteos yo y seguro hubiese sido más fácil y más feliz el proceso, pero como de los errores se aprende, acá les comparto lo que he podido averiguar al respecto….

Los bebes con antecedentes de alergia en los papás tienen más probabilidad de desarrollar alergias.

Si tu bebé tiene antecedentes familiares de algunas afecciones como asma, alergias alimentarias o piel atópica, darle de lactar durante los primero 6 meses lo ayudará a reducir el riesgo.

Las sustancias de la leche materna cubren los intestinos del bebé, lo que evita que partículas microscópicas se “filtren” al torrente sanguíneo. Si pasan a la sangre (que es más frecuente con el uso de fórmulas), estas partículas de alimentos pueden ser reconocidos como sustancias extrañas por los glóbulos blancos, que los atacan y pueden causar reacciones alérgicas como diarrea, dolor, secreción nasal, salpullido o que el bebé llore más, este irritable y le cueste poder dormir.

Si tiene antecedentes de alergias alimentarias, puede ser beneficioso evitar los alimentos a los que son sensibles mientras das de lactar. Si tiene problema con los lácteos, por ejemplo, las proteínas de la leche de vaca presentes en la leche materna pueden causarle problemas a su bebé.

La lactancia materna reduce la posibilidad que el bebé se sensibilice a un alérgeno, esto significa que hay una buena posibilidad que tu bebé no sea sensible a los alimentos a los que tu o su papá son sensibles más adelante en su vida.

Los alérgenos comunes incluyen lácteos, huevos, pescado, mariscos, maní, nueces, trigo y soja. Si sospecha que su bebé es alérgico a algo que está comiendo, intente eliminarlos de su dieta, uno a la vez, y toma notas para saber si el estado de ánimo y la salud de tu bebé mejora debido a esto. Ten en cuenta que puede tomar hasta 10 días para que se borre de su sistema.

La cafeína, aunque no es un alérgeno, puede causar que el bebé esté irritable e insomne. Reduce la ingesta de café, té y chocolate, y comprueba si esto ayuda.  

1 De la Red de autoridades internacionales de seguridad alimentaria de la OMS  (consultado en línea en marzo de 2020).

Regresar